FĂștbol sala para ciegos

Los balones sonoros de fĂștbol sala para ciegos o pelotas sonoras son un material deportivo especialmente diseñado para que las personas con visiĂłn reducida o nula practiquen el fĂștbol sala a travĂ©s del uso del oĂ­do. TambiĂ©n tienen un uso Ășnico en rehabilitaciĂłn, pues permiten realizar actividades didĂĄcticas y sensoriales, ademĂĄs de entrenamientos colectivos e individuales de los sentidos.

¿Qué son los balones sonoros para ciegos?

Es el principal elemento en un juego de fĂștbol sala para personas invidentes, su sonido permite que los jugadores puedan orientarse, acercarse a Ă©l y jugar de manera fluida con seguridad.

Las pelotas sonoras estĂĄn elaboradas en materiales resistentes, con un rebote bajo comocualquier otro balĂłn de fĂștbol salay cuentan con una distribuciĂłn equilibrada de cascabeles o cajas sonoras ligeras que permiten el desplazamiento natural del balĂłn y no alteran su trayectoria cuando es pateado o lanzado.

Gracias a los balones sonoros las personas con discapacidad visual pueden jugar al fĂștbol sala o al fĂștbol 5 sin problemas.

ÂżExiste el fĂștbol para invidentes?

Si, se le conoce como fĂștbol 5, se practica en un campo cerrado (pero al aire libre) con un pĂșblico que debe permanecer en silencio durante todo el partido. Se practica sobre cĂ©sped artificial y cada equipo cuenta con varios guĂ­as que dirigen el juego de sus compañeros en caso de ser necesario. Este deporte fue incluido en los Juegos ParalĂ­mpicos desde 2004.

Los mejores clubes de fĂștbol del mundo empiezan a incluir este deporte en sus plantillas y es por eso que el fĂștbol para ciegos empieza a ser conocido practicado por cada vez mĂĄs personas, brindando la oportunidad a las personas invidentes de practicar un deporte que hasta hace muy poco tiempo se consideraba vetado para ellos.

ÂżCuĂĄl fue el origen del fĂștbol ciego?

El fĂștbol ciego era practicado por escuelas para personas con discapacidad visual ubicadas en diferentes paĂ­ses, pero no fue hasta que la FederaciĂłn Internacional de Deportes para Ciegos (IBSA) creĂł un conjunto de reglas que este juego alcanzĂł la fama y fueron creados campeonatos continentales y ligas nacionales de fĂștbol.

Este deporte iniciĂł de manera informal en Brasil y España en 1930, aunque algunos testimonios aseguran que se practicaba desde 1920, en escuelas para ciegos durante el receso como respuesta al desarrollo del fĂștbol sala, ya que los espacios cerrados eran adecuados para evitar que los jugadores se lastimaran o desorientaran.

Se utilizaba como pelota objetos que hicieran ruido, como recipientes llenos de piedrecillas, botellas de plĂĄstico, latas e incluso una pelota de fĂștbol envuelta en plĂĄstico o con chapas e gaseosa sobre su superficie.

En 1978 este deporte fue practicado como una competencia nacional en Brasil y en 1984 se realizĂł un campeonato nacional denominado Copa Brasil de Futebol. En 1986 España realizĂł su I Campeonato de España de FĂștbol Sala para invidentes categorĂ­a B1.

Con el acercamiento de muchos otros países las reglas e implementos fueron creciendo y unificåndose. De Argentina se tomó la idea de utilizar gafas y parches oculares para garantizar la igualdad en el juego (porque pueden participar invidentes parciales y totales) de Brasil la pelota con cascabeles y de España las vallas laterales que protegen a los jugadores.

En el año 1995 la FederaciĂłn Internacional de Deportes para Ciegos (IBSA) creĂł el SubcomitĂ© de FĂștbol Sala, para desarrollar las reglas de juego en conjunto con todos los paĂ­ses que lo practicaban. Desarrolladas las reglas, el fĂștbol para Ciegos quedĂł incluido en los calendarios oficiales de los deportes de IBSA.

Ademås de incluirse en los juegos paralímpicos, este deporte también cuenta con un campeonato asiåtico, un campeonato africano, un lugar en los Juegos Parapanamericanos y en los Juegos Mundiales para Ciegos que se realizan cada cuatro años.

En el caso de los mundiales Brasil lleva la delantera con cuatro títulos y le sigue Argentina con dos, otros países considerados como los mejores y mås fuertes del mundo son España, Francia, Irån, Inglaterra, Japón y Marruecos.

ÂżCuĂĄl es la historia del balĂłn sonoro de fĂștbol sala para ciegos?

El inicio de la pelota de fĂștbol sala sonora para ciegos fue precario. PasĂł de ser una lata de refresco y envase de gaseosa con guijarros a una pelota normal de fĂștbol con chapas y bolsas rodeĂĄndola para hacer algo de ruido y guiar a los jugadores. Ambas opciones eran funcionales, pero no las mejores.

Lo mås sorprendente es que este método se utilizó durante años hasta que a finales de la década de los 70 el profesor João Ferreira de Pernambuco empezó a utilizar una pelota de cuero rellena de cascabeles que él mismo había diseñado y que había sido elaborada por un artesano de la zona. Al ser conocido su diseño, esta pelota pasaría a convertirse en el modelo oficial del deporte desde la década de 1990.

ÂżCuĂĄles son las reglas del fĂștbol sala para ciegos?

La FederaciĂłn Internacional de Deportes para Ciegos (IBSA) y las reglas de la FIFA para el fĂștbol sala rigen este deporte con las adaptaciones necesarias para asegurar una competencia justa y la adecuada orientaciĂłn de los jugadores. Por ejemplo, si acudes a un partido de fĂștbol sala para ciegos no puedes gritar o aplaudir salvo que se realice un gol. Cualquier ruido puede desorientar a los jugadores o causar un accidente.

El balĂłn

El balĂłn es una pelota sonora de fĂștbol sala de tamaño 3 con campanas o cascabeles internos. Su rebote es reducido. Tiene una cubierta de cuero o material sintĂ©tico, con una superficie no resbaladiza ni brillante.

En competiciones para deficientes visuales (B2 y B3) el balĂłn debe tener una circunferencia de entre 62 cm y 64 cm y debe pesar de 400 a 440 g al inicio del partido. Su color debe contrastar contra el campo de juego y puede ser naranja, verde o blanco.

Si la competiciĂłn es para ciegos totales (B1) el balĂłn debe ser sonoro, su sistema interno de producciĂłn de ruido no debe alterar la trayectoria ni el giro del balĂłn y debe de tener una circunferencia de entre 60 cm y 62 cm y una masa de entre 510 g y 540 g al comienzo del partido.

Si se trata de una competencia organizada por la FIFA o las Confederaciones continentales, el balĂłn sonoro de fĂștbol sala debe cumplir con los requisitos del “Programa de Calidad FIFA para balones”.

Implementos

Los jugadores emplean vendas en los ojos para garantizar la igualdad entre todos y con ello una competencia justa.

Como es un juego rĂĄpido y los jugadores corren y se enfrentan sin ver, es importante la seguridad, por lo que emplean protecciĂłn para la cabeza (no es obligatoria, pero si recomendada) y canilleras.

ClasificaciĂłn de los jugadores

Existe una clasificaciĂłn que permite formar los equipos de forma equilibrada:

B1: Sin percepciĂłn de luz a percepciĂłn de luz, pero incapaz de reconocer la forma de una mano.

B2: Puede reconocer la forma de una mano y puede tener una agudeza visual de 2/60 o un campo visual de menos de 5 grados.

B3: Tiene una agudeza visual desde 2/60 a 6/60 o un campo visual desde 5 a 20 grados.

Campo de juego

El campo de juego debe medir 40 m de largo por 20 m de ancho, estĂĄ delimitado por vallas de 1,20 m que impiden que los jugadores puedan lastimarse y les ayuda a orientarse, ademĂĄs de mantener la pelota en el campo de juego.

El punto desde donde se patea el penal es de 8 metros y el arco tiene el mismo tamaño que el del fĂștbol sala de la FIFA.

El terreno de juego se encuentra dividido por dos líneas longitudinales que dividen en tres tercios la cancha. Un tercio defensivo, un tercio medio y un tercio ofensivo. Esto permite que los orientadores puedan ayudar a sus jugadores con indicaciones y señales sonoras.

Los porteros tienen un ĂĄrea de dos metros de la cual no pueden salir y detrĂĄs del arco tienen un ĂĄrea marcada donde se encuentra un guĂ­a del equipo contrario para dirigir a su equipo durante el ataque.

El equipo

Los equipos pueden estar integrados por quince personas:

  • 4 jugadores de campo titulares B1.
  • 4 jugadores de campo suplentes B1.
  • 1 portero titular vidente o B2/B3.
  • 1 portero suplente vidente o B2/B3.
  • 1 guĂ­a o llamador.
  • 1 entrenador o director tĂ©cnico.
  • 1 entrenador o director tĂ©cnico asistente.
  • 1 mĂ©dico.
  • 1 fisioterapeuta.

ÂżCĂłmo es un juego de fĂștbol sala para ciegos?

El juego de fĂștbol sala para ciegos tiene las mismas reglas que un juego de fĂștbol sala FIFA con pequeñas adaptaciones. Los jugadores del campo emplean vendas o cubreojos reglamentarios al jugar para evitar cualquier ayuda que provenga de percepciones lumĂ­nicas.

A su vez, los porteros, guĂ­as y entrenadores ofrecen indicaciones y ruidos orientativos. Cada equipo tiene asignado un tercio de la cancha, el tercio defensivo corresponde al portero, el tercio medio al entrenador y el ofensivo detrĂĄs del arco a los guĂ­as o llamadores.

Los reemplazos a los jugadores son ilimitados como en cualquier juego de fĂștbol sala FIFA.

Mientras se desarrolla el juego, los jugadores defensivos que traten de recuperar el balĂłn deben avisar gritando «voy» o «go» en inglĂ©s. Durante el partido es vital que exista silencio de parte del pĂșblico, los jugadores se guĂ­an por el sonido del balĂłn y las indicaciones de su portero y guĂ­as, todo ruido estĂĄ prohibido con excepciĂłn de las celebraciones de un gol.

El partido tendrĂĄ una duraciĂłn de 40 minutos mĂĄs o menos divididos en dos periodos de 20 minutos y un descanso de 10 minutos.

El campo de juego se encuentra al aire libre y no en recintos cerrados que puedan provocar ecos o ruidos que desorienten a los jugadores.